Fue el amigo del dueño de un restaurante de Sulawesi que la reconoció. Era la nena que estaban buscando desde Interpol desde hacía varios meses. Alum estaba almorzando junto a su papá y la pareja de él.

El hombre se comunicó con la embajada argentina en Indonesia e inmediatamente se desplegó un operativo policial.

«En las próximas horas se reencontrará con su mamá», dijo la tía de Alum a los medios. Aún no se sabe qué pasará con el papá. Por lo pronto él y su pareja quedaron están detenidos.

El Gobierno de la República Argentina se encuentra profundamente agradecido a las autoridades de Indonesia, especialmente a la Policía de Yakarta y a la de Sulawesi, así como también a la Fiscalía de la ciudad de Toraja y a INTERPOL Indonesia», se informó en el comunicado oficial.

Y se agregó: «Destacamos la labor profesional y humana de nuestros funcionarios en las Embajadas de Malasia e Indonesia, que recibieron el exhorto del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Nº 32, a cargo del Juez Santiago Quian Zavalía».

Durante casi ocho meses Elizabeth Avalos buscó a su hija Alum. Su papá la retiró el 5 de junio del 2017 del colegio y a partir de ahí no la vio más. En octubre del año pasado, Elizabeth tenía una pista clara de que la nena estaba en Malasia junto a su papá y la paraje llamada Candela Soledad Guitérrrez de 35 años.

A fines de diciembre, se sabe que Alum estaba en Kuala Pilah, Negeri Sembilan, Malasia donde asistió a la escuela durante diez días.

Hace algunos días, la Embajada Argentina en Indonesia conoce que Alum ingresó al territorio.

Comentarios