Atlético no pudo remontar el resultado en Montevideo y tras estar a tiro del empate, en una contra, Peñarol selló el 3 a 1 final en un entretenido partido.

Los uruguayos fueron contundentes a la hora de atacar, encontrando goles tempraneros en los comienzo del primer y segundo tiempo, que descolocaron los planes del equipo tucumano. El arquero Kevin Dawson atajó tres pelotas claves que pudieron terminar en festejo decano.

El partido comenzó ida y vuelta hasta los 10 minutos, donde Rafa García se comió en el área al juvenil Canobbio y el árbitro brasilero, de cuestionada actuación, no dudó en cobrar la pena máxima que el «Cebolla» Rodríguez cambió por gol.

Después del gol, al Decano se lo vio desorientado, buscó sin ideas, muchos pelotazos y se fueron al descanso sin conseguir el descuento.

En el comienzo del segundo tiempo, a los 4 minutos, el árbitro inventó una falta de Osores que terminó en el segundo gol de los uruguayos. Estoyanoff cobró el tiro libre que terminó entrando al arco por un desvío en Acosta.

La ilusión Decana se reanimó por un instante con el exiquisito penal de Luis Miguel Rodríguez, el ídolo que fue figura del equipo tucumano en la cancha del aurinegro. Con ese descuento desde los 12 pasos, Atlético se animó a ir por el empate por lo pagó caro: se descuidó atrás y Peñarol le marcó el tercero.

Fue a través de una buena contra y una gran jugada de Cebolla Rodríguez para el gol de Rodrigo Rojo. Con el 3-1 definitivo el telón bajó de repente y Atlético se quedó con las manos vacías.

Peñarol logró sumar de a tres luego de arrancar el torneo con una derrota, y dejó en la última posición a un equipo tucumano que deberá sí o sí ganar en Bolivia (el 18 de abril ante The Strongest) para soñar con la remontada que le permita pelear por el pasaje a octavos de final.

 

Comentarios