Tucumán fue la primera provincia en realizar capacitaciones en Reanimación Cardiopulmonar (RCP) a estudiantes sordos. La primera experiencia se realizó en la Escuela Especial para personas sordas “Próspero García” y para llevar adelante este trabajo se utilizaron videos informativos subtitulados. Los encuentros estuvieron a cargo de Luciana Balmaceda, quien también capacitará a los docentes y estudiantes de la Escuela Luis Braille.

El objetivo de este programa es que cada vez más personas tengan la posibilidad de aprender maniobras de RCP y, de este modo, salvar vidas. En 2017, 14.000 personas entre docentes y estudiantes de todo el territorio provincial recibieron capacitación en RCP.

“Es una maniobra que ayuda a salvar vidas y todos podemos aprender. Son pasos super sencillos y por eso se lo aplica en el ámbito escolar para que docentes y estudiantes se concienticen en la técnica que ayuda a salvar vidas. Los talleres para Educación Especial tienen una modificación muy sencilla. En el caso de los estudiantes con discapacidad auditiva se le aplica un subtítulo a los videos que sirven para la capacitación. En el caso de las personas con discapacidad visual estamos gestionando una capacitación en la que se trasladarán los manuales al Braille”, comentó Álvaro Ávila, referente Provincial del Programa RCP.

En ese mismo sentido agregó: “Se trabaja con una cierta cantidad de facilitadores que van a las escuelas. Ellos llevan los manuales instructivos sobre las técnicas del RCP, lo que es una muerte súbita, maniobras de atragantamiento y uso del Desfibrilador Externo Automático. Además llevan muñecos donde se realiza la práctica y soporte audiovisual”.

Comentarios