La industria automotriz sigue acumulando malas noticias. A la lista de empresas que están realizando suspensiones de personal ahora se sumó Fiat con su planta en la provincia de Córdoba.

La caída de las ventas y el exceso de stock hicieron que las fábricas decidieran disminuir la producción. Ya se habían registrado suspensiones en PSA Peugeot y Renault, y en los últimos días se agregó Fiat con 2.000 trabajadores afectados.

Fuentes gremiales informaron que la empresa está aplicando un régimen de trabajo recortado de martes a jueves. Se espera que el resto del mes se repitan estos esquemas en los que las máquinas se prenderán no más de 4 veces por semana.

La industria vive un mal arranque de año con un muy bajo nivel de patentamiento de 0 km y con suspensiones que se repiten en varias empresas.

Comentarios