La organización se aprovechaba de adolescentes y jóvenes que sobrellevaban distintas situaciones de vulnerabilidad, sea económica, familiar, adicciones, minoría de edad, entre otras, para la explotación sexual. Contactaba a las víctimas mediante una “escuela de modelos”, propiedad de uno de los dos acusados. Ya en ese ambiente, los supuestos responsables de la banda “extorsionaban y coaccionaban a las chicas usando distintas estrategias para restringir su libertad, desde amenazas de muerte o de la difusión de videos íntimos, hasta la manipulación psicológica”. Según la hipótesis principal de la investigación, así habría actuado este grupo en la ciudad. Utilizaba para los encuentros entre los “prostituyentes” y las víctimas, inmuebles céntricos y hoteles alojamiento. Dos de estos sitios fueron allanados: uno en avenida Salta al 700 y otro en Virgen de la Merced al 400.

El viernes por la noche, personal de Gendarmería Nacional realizó, en total, tres operativos para desbaratar una organización de trata, justamente, con fines de explotación sexual. En el operativo, se logró rescatar a una víctima menor de edad (de 16 años). Los dos acusados, identificados como W.A. J.L.T., fueron detenidos e incomunicados, de acuerdo a datos de la causa.

“Son muy conocidos en el ambiente nocturno de San Miguel de Tucumán y, por el carisma y por el circuito donde se desenvolvían, tenían contactos con políticos, policías, entre otros referentes”, indicó el reporte de la investigación.

Los allanamientos se concretaron tras dos meses de tareas de inteligencia criminal por parte del Grupo Trata, que perteneciente a la Unidad de Investigaciones y Procedimiento Judiciales Tucumán de esa fuerza de seguridad federal. La investigación ha sido dirigida por la Fiscalía Federal N° 2, a cargo de Pablo Camuña, y por la Procuraduría de Trata y Explotación de Personas (Protex).

“Se inició a partir de una denuncia formulada a través de la línea telefónica 145 por la ONG “No a la trata”, de la provincia de Catamarca. Daba información respecto de una posible organización dedicada a esa actividad en Tucumán. A lo largo de la pesquisa se comprobó que estos sujetos se habían organizado para captar mujeres jóvenes y menores de edad en situación de vulnerabilidad mediante engaños y ofrecimientos falsos de ganancias económicas para luego explotarlas sexualmente”, señaló Daniel Weisemberg, miembro de la Protex.

De acuerdo a fuentes extraoficiales, uno de los detenidos tenía una “escuela de modelaje” en Yerba Buena, que sería conocida en la actividad como “Piaff”. Entre las agencias de modelo locales coincidieron en que se trataba de una firma que no había participado en algún “evento relevante”, aunque reconocieron que estaba en actividad desde hace tiempo. También dijeron que no “había buenos comentarios de chicas que habían intentado ingresar a la agencia”.

El rescate de la adolescente se produjo en momentos en que se iba a producir una situación concreta de explotación, según fuentes cercanas a la investigación. El Ministerio Público Fiscal (MPF) había solicitado los procedimientos, que fueron ordenados luego por el Juzgado Federal N° 1.

Comentarios