El dólar para la venta al público bajó 0,44% y cerró a $ 45,884 promedio en una rueda dominada por la oferta de divisas y por la tranquilidad generada en el mercado desde que se anunció la posibilidad de intervención por parte del Banco Central (BCRA) en el mercado de contado según explicaron los analistas. En tanto, en el segmento mayorista la divisa retrocedió 0,36% y finalizó a $ 44,69. Alejandro Bianchi, presidente de CFA Society Argentina, explicó que el tipo de cambio desde el anuncio que el BCRA puede intervenir “quedó planchado en la zona de los $ 45” y es de esperar que así siga por lo menos hasta el 22 de junio que es cuando se presentan las fórmulas, ya que “ahí es donde si uno sigue la tendencia del tipo de cambio se corta el valor actual con la tendencia”, destacó. “Es importante que el Central use toda su fuerza para tratar de, cuando salgan las fórmulas, mantener el tipo de cambio quieto y que no se les escape, y quebrar a la baja esa tendencia, para así llegar a las elecciones con un tipo de cambio estable y que deje de impactar en la inflación”, finalizó Bianchi. Gustavo Quintana, analista de PR Corredores de Cambio, comentó que con la normalización de la actividad después del feriado del lunes en los Estados Unidos, “la oferta de divisas volvió a dominar el desarrollo de las operaciones y justificó la baja de hoy”. “Con la caída de hoy (por ayer), la divisa norteamericana volvió a los niveles exhibidos el 6 de mayo, alejándose otra vez de los $ 45”, detalló. En la misma línea, Christian Buteler,analista financiero, aseguró que hubo una fuerte baja de la volatilidad del dólar “desde el momento en que el BCRA anunció la posibilidad de intervención dentro de la zona de intervención y sin necesidad de intervenir realmente”. En el mercado de dinero entre bancos se operó al 69%. “En swaps cambiarios se pactaron U$S 169 millones, para tomar y/o colocar fondos en pesos, mediante el uso de compra-venta de dólares para el miércoles y el jueves”, indicó Fernando Izzo, de ABC Mercado de Cambios, consignó la agencia Télam. A pesar de la extensión de la estabilidad cambiaria, “los inversores reconocen que los desafíos siguen abiertos, no sólo por la incertidumbre electoral y el cauteloso clima externo, sino también por las menores tasas de interés y vencimientos de títulos en pesos de inversores externos que podrían dolarizarse”, indicó el economista Gustavo Ber.

Comentarios