Un capitán de la compañía Everglades Fishing Company estaba paseando con su familia, cuando vio que estaban pescando un tiburón de arrecife.

Entonces, Jimmy Wheeler decidió registrar el sorprendente momento en video. De repente, un mero enorme apareció de la nada y devoró de una mordida al escualo, de un metro de largo.

Comentarios