Luis Tagliapietra, padre de Damián, uno de los integrantes de la tripulación del submarino ARA San Juan, criticó la falta de comunicación de las autoridades con los familiares de los desaparecidos, al tiempo que reiteró que según le dijo un oficial «están todos muertos».

«Lo vivimos con mucha angustia e impotencia. A nivel comunicacional hacen las cosas mal, pero hay que separar. No todos actuaron mal», dijo Tagliapietra en diálogo con Radio 10. Y agregó: «El jefe directo de mi hijo siempre me transmitió la información que él tenía. Me dijo de la implosión y que estaban todos muertos. Un almirante me dio directamente el pésame». 

El padre de uno de los submarinistas desaparecido hace nueve días señaló que «hubo un desvío del curso y un aumento duplicado de la velocidad», y consideró que «hay incongruencias en la información que brindan».

«No hay mayores explicaciones de por qué se desvió el submarino. Hablan de las corrientes pero son prudentes y no son concretos. La información es que estaban navegando normalmente y pum, explotó. Pero no explican por qué el cambio de curso y el aumento de velocidad», concluyó.

Comentarios