El mar de boletas que colmará a 414 escuelas de toda la provincia para las elecciones del domingo puede dimensionarse mejor con una calculadora en mano. Con un mínimo de operaciones matemáticas, en base a los números oficiales informados por la Junta Electoral Provincial (JEP), se puede establecer que dentro de los más de 3.600 cuartos oscuros que se habilitarán habrá casi 3.000 kilómetros de boletas. Es decir, la distancia aproximada que existe de manera terrestre entre San Miguel de Tucumán y ciudades como: Río Gallegos, Santa Cruz (3.100 kilómetros); Río de Janeiro, Brasil (2.813); y Lima, Perú (2.756).

Los cálculos surgen de multiplicar los 24 centímetros que tiene de ancho la boleta por las 12.411.250 papeletas que recibió la JEP de parte de los 1.958 frentes, partidos y acoples que participarán en los comicios. El resultado exacto la dicha operación es de 2.978,7 kilómetros.

De acuerdo con la herramienta digital Google Maps, si se trazara una línea hacia el norte desde la plaza Independencia, la longitud de boletas casi que permitiría alcanzar la Línea del Ecuador.

Superficie y peso

También es posible calcular qué superficie cubren los más de 12 millones de votos si se los despliega uno al lado del otro. Teniendo en cuenta que además de los 24 centímetros de ancho, cada papel tiene 19 centímetros de alto, la multiplicación arroja 56 hectáreas y media. Es decir, una superficie similar a 57 veces la plaza Independencia.

La superficie cubierta por rostros y nombres de candidatos crecería de manera exorbitante si se contara también los millones de boletas que se entregan en las calles y en los domicilios particulares. Según fuentes partidarias consultadas, cada espacio suele duplicar la cifra el padrón en boletas. Es decir que sólo una lista de la capital, donde hay unos 445.000 electores, hizo imprimir casi un millón de papeletas.

La marea de papel que habrá en los cuartos oscuros, que amenaza con ahogar a más de uno, también se puede dimensionar arriba de una balanza. Fuentes de imprentas consultadas indicaron que para las boletas utilizaron papel de un metro cuadrado que pesa 60 gramos. Es decir que entran 20 boletas por hoja. Entonces, al multiplicar por las 12.411.250 boletas que recibió la JEP de todos los partidos, son 33,9 toneladas. O, para que se pueda dimensionar de un modo más sencillo: sería un similar al de 17 camionetas 4×4 o de 29 automóviles.

Papeles y candidatos

Si bien la cantidad de boletas que habrá en cada aula variará de acuerdo a la jurisdicción que corresponda, si se divide el total en las mesas que serán habilitadas, arroja un promedio de 3.400 papeletas por cuarto oscuro.

El sistema de acoples con el que cuenta la provincia desde la reforma de la Constitución realizada en 2006, en reemplazo de la Ley de Lemas, permite una amplia oferta de candidatos. En esta elección, los 1,2 millón de electores habilitados para ir a las urnas tendrán que elegir entre 18.296 postulantes para ocupar 347 cargos los próximos cuatro años: gobernador, vicegobernador, 19 intendente, 49 legisladores, 93 comisionados rurales y 184 concejales. Es decir que este año habrá un candidato por cada 65 electores.

Las autoridades de la Junta Electoral, Daniel Posse (presidente de la Corte Suprema), Edmundo Jiménez (ministro Fiscal) y Washington Navarro Dávila (ministro de la Defensa), dispusieron que las papeletas en el cuarto oscuro se ordenen de menor a mayor por el número de partido, frente o alianza, que estará visible en la parte superior de la papeleta. Los acoples se ubicarán al lado de los partidos a los que se acoplan, también ordenados en forma ascendente.

Comentarios