La Cervecería y Maltería Quilmes dejó inaugurada hoy la ampliación de su planta de elaboración de cervezas en Acheral (Monteros) con una inversión de 50 millones de dólares y la generación de 500 puestos de trabajo directo e indirecto. Del acto inaugural participó el gobernador, Juan Manzur, junto a Martín Ticinese, presidente de Cervecería y Maltería Quilmes, Alejandro Donato, gerente de la cervecería, Juan Mitjans, gerente de Asuntos Corporativos.

La iniciativa incluye una nueva línea de producción que permite duplicar la capacidad de envasado de la cervecería, conformando una de las principales inversiones de la cervecería en el país en los últimos años. De este modo, la compañía alcanzará a fin de año el 50% de ejecución de su plan de inversiones para el período 2016-2020 por un total de 26.870 millones de pesos.

El Primer Mandatario en su discurso hizo hincapié en que “esta es la Argentina que queremos, la de inversión, de la producción, la que genera trabajo y nuevas oportunidades para todos. Hoy con nuestro equipo de trabajo estamos para decirles que en esto es en lo que creemos como Gobierno”.

Manzur agregó que “en momentos de zozobra hay que aferrarse a lo nuestro y esta compañía es nuestra: es tucumana”. Además, resaltó “el esfuerzo y la inversión de la empresa para generar acciones concretas para las familias tucumanas”.

Por su parte, Ticinese aseguró que esta ampliación refuerza la presencia y compromiso de la empresa en la provincia. “Vemos a Tucumán como una excelente plataforma para seguir concretando proyectos de inversión a largo plazo que redunden en beneficios para la zona”. En ese sentido, destacó el acompañamiento de parte del Gobierno Provincial a la hora de seguir apostando por Tucumán.

El presidente de la compañía indicó que “desde su creación en 1890, Cervecería y Maltería Quilmes ha construido una trayectoria de compromiso responsable con el desarrollo económico, social y ambiental de la Argentina”.

“Estamos pensando una compañía para los próximos 100 años, y esto lo lograremos trabajando para reducir al máximo el impacto ambiental de nuestras operaciones, y agregando valor y desarrollando las comunidades donde operamos”, acotó.

Por qué se invierte en Tucumán

“Para nosotros como empresa, Tucumán es muy importante para nuestra matriz cervecera. Es una provincia en el cual a nivel logística y la calidad del recurso humano es vital para la compañía”, afirmó Ticinese, quien además resaltó que en el territorio también se desarrollan una planta de gaseosas en la zona del Manantial; una planta desgerminadora de maíz; un centro de distribución y una área de venta directa y cinco distribuidoras.

La Cervecería Acheral se encuentra ubicada en Ruta 38, Km 764, Acheral, Monteros, ofrece instalaciones y equipos de primer nivel para la elaboración de las cervezas Quilmes Clásica, Brahma, Bajo Cero, 1890, Ouro Fino y Ducal.

Tiene una capacidad de envasado de 3,4 millones de hectolitros al año y desde allí se exporta maíz desgerminado y cervezas a países de la región como Paraguay, Bolivia y Chile.

Como hace 103 años Cervecería y Maltería Quilmes está comprometida con el desarrollo económico y social de Tucumán. La provincia es una plaza clave para el desarrollo del negocio de la Compañía en Argentina. Además de la Cervecería Acheral, cuenta con una planta de gaseosas ubicada en la Capital Provincial, una planta de maíz desgerminado, un centro de distribución y una oficina de venta directa. Al mismo tiempo que la cadena de valor en la Provincia incluye a 5 distruibuidores, que son pymes independientes, y sus productos llegan todos los días a 7000 comercios; y trabaja con 80 proveedores locales. Todo este sistema de Quilmes en Tucumán genera 400 empleos directos y más de 1200 indirectos.

Acompañaron al Gobernador el diputado Nacional, Pablo Yedlin; el ministro de Desarrollo Productivo, Luis Fernandez y el ministro de Gobierno y Justicia, Regino Amado y Erika Zain El Din, secretaria de Estado de Coordinación y Control de Gestión.

Comentarios