Con el paro general convocado para hoy, las centrales de trabajadores llevan cinco huelgas generales durante el gobierno de Mauricio Macri: es la misma cantidad que tuvo en contra la ex presidenta Cristina Fernández durante su mandato.

El secretario general adjunto de Camioneros, Pablo Moyano, y el secretario general de la CGT, Héctor Daer, coincidieron en que el paro convocado por la central sindical de calle Azopardo, tendrá un fuerte impacto. “El paro no es para hacer un debate sobre el diagnóstico, sino para plantearle al Gobierno que tiene que haber medidas porque la debacle y la caída, es sistemática”, expresó ayer Daer, en declaraciones a Radio Mitre. Moyano analizó que la medida “es la continuidad del paro del 30 de abril y de ese plan de lucha que le veníamos reclamando a la CGT”. Frente a esta situación, la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), informó que, en un contexto delicado de la economía, un nuevo paro a 30 días del anterior preocupa al sector PyME. El anterior arrojó pérdidas en la industria y el comercio por unos $ 20.000 millones, a pesar de que sólo un 19% de los comercios había permanecido cerrado. En los que abrieron las ventas cayeron un 41% promedio frente a lo que se hubiera vendido en un día normal de fin de mes, calculó la entidad empresaria, que convocó al diálogo para encontrar soluciones.

La medida de fuerza, entre las 0 y las 24 de hoy, constituye la huelga general número 45 desde el retorno de la democracia, en 1983. Considerando como base al relevamiento realizado por el sitio especializado Chequeado.com, la gestión de Macri ya hizo frente a cinco huelgas generales, es decir, una cada ocho meses. Es la misma cantidad que debió afrontar la senadora Fernández cuando fue presidenta; sin embargo, la frecuencia fue diferente. Durante la primera gestión de la ex presidenta Fernández (2007-2011) no se produjeron paros. En su segundo mandato (2011-2015) fueron cinco paros, en promedio uno cada 10 meses. La mayoría de las convocatorias fueron realizadas por la escindida CGT, que comandaba Hugo Moyano, y protestaban contra el impuesto a las Ganancias.

El ex presidente Raúl Alfonsín (1983-1989) fue el mandatario que más paros debió soportar, con 13 movilizaciones nacionales. Si se tiene en cuenta el tiempo de gestión, el más afectado fue Fernando de la Rúa (1999-2001), con casi un paro general cada tres meses (afrontó nueve paros en 27 meses de gestión). En el podio de frecuencia de paros se debe agregar también la presidencia de Eduardo Duhalde(2002), que tuvo un paro cada cinco meses (tres huelgas en 15 meses de gestión), seguido por Alfonsín con un paro cada seis meses.

Los menos perjudicados fueron los gobiernos peronistas de Carlos Menem y de Néstor Kirchner. En su primera gestión (1989-1995), el ex presidente riojano tuvo un paro cada 24 meses (tres en seis años de gestión) y en la segunda (1995-1999), uno cada 11 meses (cinco en su segunda etapa, ocho entre las dos gestiones). La primera medida de la CGT contra la gestión de Menem fue tomada recién a los 40 meses de haber asumido. Con Kirchner (2003-2007) hubo un sólo paro general.

Impacto en Tucumán

En la provincia, la mayoría de las actividades se verá paralizada por la huelga nacional, a la que adhieren las asociaciones tucumanas. El titular de la CGT-Tucumán, Marcelo Sosa, confirmó que hoy se llevará a cabo una jornada de protestas. A su vezm el titular de la Unión de Tranviarios Automotor (UTA) en Tucumán, César González, confirmó la adhesión a la medida: “se paraliza el transporte público en todo el país, tanto urbano como metropolitano”.

Tampoco habrá clases a raíz de la mediad de fuerza. David Toledo, de la Agremiación Tucumana de Educadores Provinciales (ATEP), indicó que adhieren a la medida, en el marco de la decisión adoptada por Cetera. También lo confirmó Bernardo Beltrán, del Sindicato Argentino de Docentes Privados, aunque con una aclaración. “Hay docentes de privados que no adhieren al paro por decisión propia, y eso es respetable. Pero no así que empleadores presionen para que los docentes asistan, incluso cuando no concurrirán alumnos”, añadió. Diego Toscano, de la Asociación de Docentes e Investigadores de la UNT, indicó que mañana se movilizarán a la plaza Independencia, en estado de asamblea.

La Administración Central de la Provincia no adherirá al paro ni decretará asueto, informaron en la Casa de Gobierno. Fuentes oficiales advirtieron que sí estarán justificadas -no se descuenta el día ni afecta el presentismo- los empleados que residan a más de 20 cuadras o que puedan acreditar razones de fuerza mayor que impidan su asistencia. Las actividades en la sede del PE se desarrollarán de modo habitual.

Sin transporte: pararán Choferes de colectivos y pilotos de avión

La UTA confirmó la adhesión a la medida de fuerza en todo el país. Tampoco será posible volar: los vuelos de cabotaje deberán reprogamarse.

Bancos: no habrá atención al público ni transporte de caudales

La Bancaria se adhirió a la medida de fuerza, por lo que no habrá bancos. Como Camioneros también se adhiere, no habrá transporte de caudales.

Combustibles: la atención será normal, mientras haya combustibles

Capega informó que la atención en las estaciones de servicio será normal, pero pueden quedar sin combustible: no habrá reabastecimiento hasta el jueves

Supermercados: habrá atención normal en los super, que sirven de cajero

Los supermercados abrirán sus puertas en horarios habituales. Los que estén adheridos a convenios bancarios servirán para extraer dinero de las cajas

Cines y shoppings: abrirán sus puertas acorde a lo programado

Los cines de la capital y de Yerba Buena brindarán sus funciones habituales. Los shoppings también abrirán sus puertas, en los horarios normales.

Comentarios