El presidente Mauricio Macri quiso saludar este martes a toda la ciudad rionegrina de Ingeniero Jacobacci en el 102° aniversario de su fundación. Sin embargo, al intentar ser simpático, cometió un burdo furcio. Mirá lo que dijo:

Comentarios