El día amaneció frío y lluvioso, pero eso no evitó que muchos tucumanos salieran de sus casas y se trasladaran al microcentro para buscar el regalo del Día del Padre.

Vistiendo pilotos o con paraguas en mano, familias enteras inundaron las peatonales y galerías desde temprano. Hasta pasado el mediodía se vio gente caminar con bolsas de distintos comercios, lo que indica que las ventas fueron buenas.

Oscar Cano, referente del Sindicato de Empleados y Obreros del Comercio (SEOC), había adelantado durante la semana que los dueños de los comercios podrían extender los horarios de funcionamiento, siempre y cuando no se explote a los empleados. Para ello, aseguró que iban a realizar las inspecciones pertinentes en los locales.

Respecto a cómo trabajarán los próximos feriados del lunes y jueves, comentó: «dada la situación económica que está empeorando, no amerita que los comercios estén cerrados los dos días de la semana, por lo que desde SEOC se ha propuesto que el lunes sea no laborable y que el jueves sea optativo, con paga doble más el compensatorio».

Comentarios