El presidente estadounidense, Donald Trump, amenazó este jueves con cerrar la frontera sur del país con México si la caravana de miles de inmigrantes hondureños que salió el pasado sábado de Honduras con rumbo a Estados Unidos continua con su trayecto.

«Además de detener todos los pagos a estos países, que parecen no tener casi control sobre su población, debo, en los términos más enérgicos, pedir a México que detenga este ataque, y si no puede hacerlo, llamaré al Ejército de EE. UU. y CERRARÉ NUESTRA FRONTERA SUR!», sentenció Trump en su cuenta de Twitter.

El grupo de migrantes, que se estima está integrado por alrededor de 6 mil personas, partió el sábado desde San Pedro Sula, 180 kilómetros al norte de Tegucigalpa, hacia la frontera con Guatemala, con Estados Unidos como destino final. El trayecto representa una ruta de 2 mil kilómetros, plagada de obstáculos y peligros.

Las autoridades de Guatemala anunciaron que prohibirían el ingreso de los migrantes que no cumplieran con los requisitos legales para entrar al país. La caravana pasó la noche en el interior del colegio San Benito, en Esquipulas.

Entrevistado por Álvaro Alay, de Publinews Guatemala, José Luis Carmona, coordinador del grupo, detalló que el alcalde de Esquipulas los visitó y les  preguntó si necesitaban ayuda. El diálogo, no obstante, no avanzó demasiado.

Sobre las razones por las que decidieron iniciar el viaje, José Luis Carmona, coordinador del grupo, señaló que la principal es la falta de empleo en su país de origen. “No tenemos para pagar agua o luz; no nos alcanza el dinero para mantener a nuestros hijos”, dijo.

 

Comentarios