Una familia tipo -formada por dos adultos y dos menores- necesitó en agosto $20.868,93 para no ser considerada pobre, según informó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

Este es el valor que alcanzó la canasta básica total (CBT), que incluye alimentos y servicios mínimos, y cuyo valor marca el límite de la línea de pobreza . En agosto aumentó 3,6% con respecto a julio.

En términos diarios, una familia tipo precisó $673,2 por cada día de agosto para satisfacer sus necesidades básicas de alimentos y servicios.

En tanto, ese mismo núcleo familiar requirió de $8347,57 para adquirir la canasta básica alimentaria (CBA), que incluye la cantidad mínima de comida para la subsistencia, y no caer por debajo de la línea de la indigencia. La CBA tuvo un alza de 2,8% en agosto.

En la medición interanual de la CBT y la CBA se observaron incrementos del 36,9% y 33,6%, respectivamente, mientras que en el acumulado del año registran subas del 25,1% y del 25,6%.

El incremento de las canastas se ubicó por encima de la inflación interanual para el mismo período, estimada en 34,4% por el Indec.

Los sectores que más sufrieron el aumento de precios el mes pasado fueron comunicación (12,4%); vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles (6,2%); salud (4,1%); transporte (4%); alimentos (4%), y equipamiento y mantenimiento del hogar (3,1%).

Comentarios