Tras marcar un mínimo de 821 el último viernes, el riesgo país argentino pegó la vuelta y completó dos ruedas con fuerte repunte, acercándose nuevamente a los 900 puntos básicos, en medio de otra toma de utilidades en los títulos argentinos, y ante un contexto global algo más complejo que en las jornadas precedentes.

Leonardo Svirsky, sales & trading de Bull Market, recordó que “algunos bonos habían subido más de u$s 10. El AY24D cotizaba u$s 62 hace unas semanas, y ahora opera en torno a u$s 74″.

Y desestimó que con este rebote «se hayan encendido las alarmas nuevamente». «Solo se trata de una toma de ganancias”, indicó.

En tanto, Amilcar Collante, miembro de CESUR (Centro de Estudios Económicos del Sur), resaltó que el nivel alcanzado este martes «representa una cifra más baja que hace poco menos dos meses cuando la incertidumbre electoral era mayor».

Para el analista, «es difícil ver una mayor compresión de la ya observada (de 1.008 a 821) porque no es claro quién va a ganar y falta mucho».

«Aún con los principales candidatos a presidente prometiendo cumplir con las obligaciones, creo que la historia nos juega en contra por los defaults y restructuraciones pasadas», completó.

S&P Merval

En medio de este panorama, la bolsa porteña operó con volatilidad este martes y ganó un leve 0,4%, en medio de la debilidad de las plazas externas, aunque los inversores mantienen cierto optimismo por las oportunidades que genera la tranquilidad del mercado cambiario.

El índice S&P Merval de BYMA subió a 40.292 unidades, frente al récord intradiario en 41.478,15 puntos de una semana atrás.

En cuanto a los mejores recorridos del día, sobresalieron las acciones de Aluar (+5%); Ternium (+3,6%); y Banco Macro (+2,8%).

Por el contrario, Cresud operó con una fuerte caída del 4,33%, en tanto que Cablevisión descendió el 3,1%.

Comentarios